Mapas de Wardley

El uso de la inteligencia topográfica en la estrategia empresarial

Definición de un plan de acción

Tiempo estimado de lectura ( 3 minutos)

Una vez que uno tiene un mapa dibujado, con un consenso general del mismo, podemos tratar de identificar cuales son los movimientos potenciales que queremos hacer sobre ciertos componentes de nuestro mapa.

De una manera teórica, cada componente presente que nos lleva a un componente futuro debería haber una serie de acciones provocadas y agentes externos que tenemos que tener en cuenta (patrones climáticos, riesgos…).

Para realizar una definición ordenada de las acciones y como estas después se llevan a cabo existen infinitas maneras de hacerlo.

En gestión de programas y proyectos

En el contexto de la gestión de programas, que es un conjunto de projectos puestos en marcha de manera orquestada, si tenemos un mapa, cada movimiento de los componentes del mapa son definidos por un proyecto en concreto, que ayudan a la organización a entender el impacto que cada proyecto tiene en la organización.

El mapa que adjunto a continuación es un ejemplo de esto:

Mapa usado para definir el estado de una infraestructura de TI, y las acciones propuestas para mejorarla

Este mapa pertenece a una organización que tiene una infraestructura de TI que necesita mejorar. Las mejoras no son pequeñas y el vehículo de gestión definido para hacerlas es a través de un programa, que está compuesto por 10 proyectos independientes que tienen que orquestarse para conseguir resolver los problemas identificados en origen.

He representado los problemas de los usuarios en rojo, y el estado inicial son los componentes en gris. El estado final de los componentes están dibujados en verde y algunos tienen un estado intermedio (en amarillo) ya que requieren de varios proyectos para poder alcanzar el estado deseado.

Ni que decir tiene que esto puede cambiar. En un programa, donde la ejecución del mismo puede ser de 6 a 24 meses, es muy común que los objetivos del programa cambien y que eso significa que hay que ajustarlo todo para atender esas nuevas peticiones: partidas presupuestarias, aprobación de iniciativas concretas, aprobación del plan de riesgos, aprobación de la planificación, etc. En estas situaciones el mapa nos puede ayudar mucho para entender hasta donde hemos llegado y cuales son los siguientes movimientos que podemos hacer.

En la gestión de proyectos el uso es similar, pero cada movimiento, en vez de ser definido por un proyecto, es definido por un componente del proyecto. Los que ejecutan proyectos siguiendo la metodología del PMI saben de lo que hablo.

El mayor beneficio que siempre he encontrado en los mapas cuando los he usado en programas y proyectos es en la gestión de expectativas de los interesados en la iniciativa (stakeholders) y en acercar el entendimiento de “qué” es “qué”.

Modelo V2MOM

El CEO de Salesforce Marc Benioff creó un modelo de definición de objetivos muy claro y sencillo que puso en marcha en su empresa, y que es conocido como modelo “V2MOM”: Visión, valores, métodos, obstáculos y medidas.

  • Visión: qué es lo que quieres conseguir.
  • Valores: que es importante acerca de ello.
  • Métodos: cómo vas a conseguirlo.
  • Obstáculos: qué puedes encontrarte por el camino.
  • Medidas: cómo sabes que los has conseguido.

Es un modelo pensado para crear alineamiento.

Al igual que se pueden hacer con los programas y los proyectos, podemos definir que el movimiento de un componente de un estado inicial a otro final se llevará a cabo en base a una acción que puede ser definida usando esta definición de objetivos.

Este ejemplo es uno mío de una iniciativa de formación de 3 meses:

Otras maneras de hacerlo

Hay infinidad de métodos para llevar a cabo ejecución de acciones de manera orqustada, lo importante es usar el que esté más implantado en la cultura de la empresa o en los hábitos de la organización (doctrina, siempre lo primero doctrina).

Algunos nuy conocidos son: Kanban, OKR, planes de acción de Six Sigma…