Buy Me a Coffee

Mapas de Wardley

El uso de la inteligencia topográfica en la estrategia empresarial

Marco conceptual Cynefin

Tiempo estimado de lectura ( 4 minutos)

Cynefin es un marco conceptual utilizado para ayudar en la toma de decisiones. Es de domino público

El marco de trabajo se centra en la complejidad para la construcción de sentido.

Hay 5 dominios ontológicos (puedes llamarlos cuadrantes:

  • Obvio (anteriormente simple),
  • Complicado,
  • Complejo,
  • Caótico
  • desorden.
  • .

Cada dominio sugiere su propia forma de ser específica.

Cynefin es una palabra galesa para hábitat.

El dominio de lo obvio

En este dominio se opera con problemáticas simples. Es muy fácil identificar las causas y sus efectos. Por lo general, la respuesta correcta es clara, conocida por todos e irrefutable. En este dominio existen buenas prácticas, soluciones conocidas para problemas conocidos.

Los procesos más eficientes en este dominio son aquellos que especifican una serie lógica de pasos y se ejecutan de manera repetitiva.

La fabricación en serie de un producto, la instalación en muchos clientes de un software o cualquier tarea repetitiva del día a día.

El dominio de lo complicado

En este dominio encontramos problemas complejos, buenas prácticas y perfiles expertos. Hay múltiples soluciones correctas para una misma problemática, pero se requiere de la involucración de expertos para poder identificarlas.

Podemos tener un problema de fontanería en casa, y aunque la solución no es inmediata para nosotros, si lo es para un fontanero. Un fontanero lo hará mejor que otro, pero en el fondo la solución básica será probablemente la misma.

El dominio de lo complejo

Cuando nos enfrentamos a problemas complejos, los resultados se vuelven más impredecibles.

No existen buenas prácticas ni patrones para las situaciones complejas. No sabemos con anticipación si una determinada solución va a funcionar. Solo podemos probar, examinar los resultados y adaptarnos.

Este es el dominio de las prácticas emergentes. Las soluciones encontradas rara vez son replicables, con los mismos resultados a otros problemas similares.

Para poder operar en la complejidad necesitamos generar contextos donde haya lugar para la experimentación y donde el fallo sea de bajo impacto.

Tratar situaciones complejas requiere de niveles altos de creatividad, innovación, interacción y comunicación.

El desarrollo de nuevos productos o la incorporación de nuevas características en productos existentes es un contexto complejo requiere de probar estos productos, obtener feedback aprender de ello y ajustarlo para empezar de nuevo el proceso.

El dominio del caos

Los problemas caóticos requieren una respuesta inmediata. Estamos en crisis y necesitamos actuar de inmediato para restablecer cierto orden. Este es el dominio de la improvisación.

Por ejemplo, lo primero que se hizo cuando se detectó el COVID-19 fue confinar a la población (esto fue lo que se improvisó), con esto a los gobiernos y a los expertos les dio tiempo a frenar los contagios y las muertes. Una vez que la situación de caos quedí algo controlada se puso en marcha una solución más robusta al problema.

El desorden

Para empezar, estamos en un espacio desordenado cuando no sabemos en cual de los otros 4 dominio estamos.

El desorden es una zona peligrosa, ya que no podemos medir las situaciones ni determinar la forma de actuar.

Esto hace que que las lecturas y las acciones que hacemos en estos casos estén basadas en preferencias personales.

Si nos encontramos en el espacio desordenado, todo lo que hagamos debe estar enfocado en salirnos del desorden para ir hacia un conocido, para luego actuar de la manera en que dicho dominio lo requiera.

Un terremoto en un lugar donde no es común tener este fenómeno, un atentado terrorista… podrían ser ejemplos de desorden.

Cynefin para la toma de decisiones

Las situaciones que tenemos en nuestras organizaciones podemos clasificarlas según el dominio al que estas pertenecen. Podemos tener una entrega de servicios excelente, donde todo es obvio, pero tener una situación financiera compleja que requiere de una atención y perspectiva distintas.

Ser consciente de que tipo de problema tenemos en frente es lo primero que debemos tratar. Después debemos ver utilizar las técnicas adecuadas para tratarlos.

Esta identificación requiere de un trabajo previo a los eventos potenciales que puedan llegar a ocurrir. Si lo que queremos es reordenar las políticas de evacuación por tormenta los planes deben estar definidos y el órgano responsable debe estar capacitado. Podemos usar Cynefin para definir los distintos escenarios que se pueden llegar a dar y definir que es lo que se va a hacer en cada caso.

Es fundamental que el lenguaje con el que definimos las cosas sea el lenguaje con el que cambiamos las cosas. Si tienes un lenguaje o una descripción diferente del lenguaje para la intervención, es más difícil hacer la transición.